Haciéndome bien

img_9931

 

Comúnmente se nos ha hecho ver que todo aquello que se refiere a la búsqueda de nuestro bien personal es sinónimo de egoísmo, poner límites a otros es interpretado como descortesía y no engancharnos en todos los conflictos y necesidades de los que tenemos cerca como una actitud de indiferencia.   Aunque muchas personas no conocen otra realidad más que las aquí mencionadas,  yo estoy despertando a la necesidad  de comprender la verdad con respecto al equilibrio dentro de estos escenarios.  Recuerdo a mi abuelita decir tantas veces sin yo entenderlo: “Si no te cuidas tú misma, nadie más lo va a hacer.” 

No nos percatamos de cuánto tiempo mal gastamos esperando que alguien más haga, lo que sólo nos corresponde a cada uno de nosotros hacer: Tomar responsabilidad personal del cuidado de nuestro cuerpo y nuestro ser entero. 

 

MantenerME a la expectativa del bien que los demás me pueden dar para entonces yo sentirme bien,  para saberme procurada, cuidada, atendida, valorada, etc. es sin duda alguna una frustración garantizada.

 

Muy por el contrario, comprenderme a la luz de que la vitalidad que puedo dar a otros solo está en función de aquélla que YO MISMA PUEDO RECIBIR, pone mis esquemas de pensamiento de cabeza.  De tal forma, que el orden de los factores sí altera el producto. Primero está el que yo reciba y me vea a mí misma NO como el centro de atención, sino como una fuente de bien, y después el ocuparme de intervenir procurando el bienestar de los demás.


Nadie puede dar lo que no tiene, y ninguno puede vivir en plenitud exigiendo que otros le den, lo que solo puede encontrarse en nuestro interior.  


7988301 - colored water fountain at nightComencemos entendiendo que una fuente  solo opera efectivamente cuando  cuenta con la instalación y conexión adecuada.   El agua dentro de la fuente no es suficiente para asegurar su funcionamiento; finalmente el agua encharcada resulta en un foco de contaminación.  Es aquí donde quiero compartir contigo algunos asuntos prácticos sobre esta perspectiva en la que estoy aprendiendo a verme:

19865368 - man woman conflict

1. Deja de querer arreglar el mundo de otros, cuando lo que necesitas es ordenar tu propio mundo interno. Que una persona pueda reconocer: “Yo necesito atención” es una respuesta que requiere de  humildad y madurez. Nos pasamos la vida tratando de resolver problemas ajenos  y lo que es peor, esforzándonos por hacerles ver a los demás sus deficiencias. Libérate del desgaste que esto produce reenfocándote en lo que verdaderamente importa.  No estoy diciendo que te desentiendas de tus responsabilidades cotidianas, pues yo misma no puedo hacerlo. Se trata de darnos cuenta que nuestras prioridades han estado al revés y que es preciso identificar que nada en lo externo va a cambiar, a menos que de manera individual aprendamos a invertirnos en atender lo que sucede dentro nuestro.

 

2736398 - 3d rendering of a red man trying to save time

2. Procúrate, quiérete, atiéndete, considérate y disfrútalo…….. ¡Sin culpas! Despídete de las excusas y los pretextos de que no tienes tiempo ni dinero. Lo que necesitas hacer por ti mismo está disponible para que lo realices sin dinero o con muy poco. El tiempo que sueñas tener para ti está a tu alcance, siempre y cuando tú te atrevas a verlo.  Sigue quejándote de que careces de estas dos cosas y continuarás nadando en arenas movedizas. ¿Cuánto cuestan estas actividades? Caminar con regularidad en el parque de tu colonia, tomar el sol y respirar aire puro en el patio ó   balcón de tu casa, consumir vegetales en lugar de carne,  mantenerte hidratado, cuidar tus horas de sueño, leer un buen libro de la biblioteca pública, escuchar tu música favorita mientras realizas quehaceres cotidianos, disfrutar del silencio por unos instantes del día, tomar placer en las cosas más sencillas que haces durante el día como prepara el desayuno, etc…….El costo de todo esto es un cambio de mentalidad.  Conviértete en tu propio SPA y déjate convencer de que lo que has buscado afuera, puedes comenzar a disfrutarlo por dentro.

 

9686996 - funny yogi relaxing, meditating and practicing yogic breathing

3. Comprueba la efectividad del impacto de lo poco ó mucho que puedas hacer por otros cuando tu propio mundo interior es la evidencia.  Escribir esta nota hoy no es una lista de recomendaciones que yo quisiera hacer, sino el resultado de algo que está ocurriendo conmigo.  Estoy enfocada en la productividad que consiste en hacer menos viendo resultados mucho más efectivos disfrutándome yo misma. Me encanta escribir y no lo hago porque el tiempo me lo permite, sino porque yo soy quien le da forma a mi agenda.  Ya no estoy preocupada por lo que los demás piensan al ocuparme de mí misma, establecer límites con otros ó por no engancharme en la solución de todos los problemas de quienes me rodean.  Vivo en paz porque el ruido de las voces del exterior bajan enormemente su volumen, cuando me ocupo de hacerme bien y comprobarme como una fuente de bienestar. No te dejes llevar por la corriente; es en esta frecuencia en la que aún guardando silencio podrás vivirte plenamente,  presenciar cambios positivos en tu ambiente (tus circunstancias) y provocar la transformación en quienes te rodean.

 

 

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s