¿Pasos ó excusas?

IMG_7215



Las excusas son un remedio para la culpabilidad,  nunca una solución. 


Dentro de algunos días estaremos de nuevo frente al especialista que nos ha “empujado” a ver una realidad que no queríamos afrontar del todo cambiando los hábitos alimenticios.  La última vez que estuvimos con él, llegamos en “las mismas” en peso y tipo de comidas que estábamos consumiendo, aún cuando él ya se había tomado el tiempo ampliamente para darnos los detalles de la necesidad de dar este paso.    La actitud del doctor llena de paciencia, calma y amabilidad para con nosotros era algo digno de admirarse y apreciarse (conociendo el trato frío e impersonal que comúnmente tienen los médicos en los Estados Unidos).

Lo único que nosotros teníamos como respuesta eran un montón de excusas. Fue a principios de Octubre del 2015 cuando tuvimos esa charla con el doctor y dos meses más tarde puedo compartir que la única forma posible de avanzar para nosotros,  ha sido diciéndole adiós a los pretextos, entendiendo de una vez por todas, que precisamos asumir nuestra responsabilidad en este sentido.


Las justificaciones te mantienen girando sobre tu propio eje, conduciendo sobre un periférico sin salida.  


Conforme despedimos las excusas, caminamos conscientes de nuestra participación individual en el cuidado y bienestar de nuestra salud.   Estoy apoyando y facilitando el proceso de mi esposo en este sentido, pero finalmente cada uno de nosotros elige por sí mismo.  Integrarme con él en esta aventura de un nuevo estilo de vida, trae finalmente  muchos beneficios para mí también.   Así que esto nos atañe a ambos.

Cada pretexto que das es como pegamento en la suela de tus zapatos.

Las agallas para reconocerte partícipe de tu bienestar te hacen despertar a dar pasos en dirección del cuidado de tu salud. 

Hoy es un día especial y estoy en el recuento de lo que estos dos meses nos han traído en este recorrido.   Esta nota que publico desde la cocina de mi casa es parte del capítulo que he elegido escribir.  ¡Te aseguro que me sobran “razones” para estar ocupada en otra cosa!  Solo me he atrevido a quitar el pegamento de mis zapatos para comprobar que esto funciona. ¡Adiós a las excusas y vamos adelante!

 

 

4 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s